Promesas de Keiko Fujimori generarían un desequilibrio fiscal en el país, advierten economistas

La serie de bonos planteados por la aspirante de Fuerza Popular alcanzan los S/ 17.355 millones en solo un año, lo que equivale al 3 % del PBI y significan menores ingresos fiscales.

Keiko Fujimori realizó una serie de promesas que causarían un desbalance fiscal en el país, donde la recaudación tributaria viene en caída.

Keiko Fujimori realizó una serie de promesas que causarían un desbalance fiscal en el país, donde la recaudación tributaria viene en caída.

Crédito: Sebastían Castañeda/POOL

Desde el inicio de la segunda vuelta, la candidata presidencial Keiko Fujimori, ha prometido para el primer año de su eventual gobierno una serie de subsidios, beneficios tributarios y apoyos para empresas; así como para personas naturales, que generarían un desbalance fiscal en el país, según economistas consultados por La República.

Por ejemplo, la lideresa de Fuerza Popular prometió llevar a cabo el denominado bono oxígeno, el cual implica la entrega de 10.000 soles a los familiares de las víctimas de la COVID-19; el aumento en Pensión 65, la ampliación del bono en el programa Juntos, la entrega del 40 % del canon minero a las familias en las zonas de influencia, entre otros.

Dichas propuestas reiteradas en el debate llevado a cabo en Arequipa se encuentran valorizadas en S/ 17.355 millones 580.387, es decir, el 3 % del Producto Bruto Interno (PBI) solo en su primer año en el poder. Además de ello, también planteó exoneraciones tributarias, incentivo tributario para empresas que contraten a jóvenes, la reducción del Impuesto Selectivo al Consumo (ISC) al combustible y la erradicación de “multas abusivas” a los transportistas, algo que significaría menores ingresos fiscales al Estado.

Esto, pese a que la recaudación tributaria cayó en 17,4 % en 2020, de acuerdo a la Sunat, algo que equivale a los S/ 17.634 millones y que generaría una deuda pública del 36 % del PBI este año, según el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

De acuerdo al economista de Oxfam en Perú, Armando Mendoza, la única opción que le quedaría a la acusada por lavado de activos con este paquete de promesas es el endeudamiento público.

“¿Qué pasará? No se atreverá a realizar una reforma tributaria, sería pelearse con los empresarios, la opción que le queda es salir a endeudarse, lo que podría afectar nuestra calificación crediticia. Tampoco podemos endeudarnos indefinidamente, mi gran temor es que pase lo de Colombia”, mencionó para el diario en mención.

Sin embargo, para el economista y parte del equipo técnico de Fuerza Popular, Luis Carranza, el país tiene la capacidad de endeudamiento a comparación de otros países en Latinoamérica.

“Tenemos la caja para afrontar estas (propuestas). […] El bono oxígeno lo implementaremos de forma inmediata. Este primer año nuestro déficit fiscal estará cerca del 6 % y luego caerá al 2 % en el 2026. La deuda, que está en 35,9 %, se elevará al 40 % del PBI y de ahí comenzará a caer. ¿Asusta? Sí, claro, es alta. Brasil y Argentina están por encima del 100 % de deuda, Bolivia acercándose al 70 %”, señaló desde Arequipa.

Promesas son "populismo de derecha"

No obstante, el economista Luis Arias Minaya, las propuestas alcanzadas por Carranza es parte del "populismo de derecha" y que causarían en el Perú un desequilibrio fiscal que los peruanos terminaremos pagando tarde temprano o causarían altas tasas de interés, así como la elevación de impuestos en el territorio nacional.

“Es populismo de derecha cuando uno sube el gasto sin mejorar la recaudación, sin incluir una reforma tributaria que debería comenzar a aplicarse desde el 2022”, indicó.

Asimismo, remarcó que si bien los países como Argentina y Brasil tienen un nivel de deuda mayor, también mantienen ingresos fiscales elevados, algo muy distinto a nuestro país, donde la recaudación tributaria a penas llegaba al 14 % del PBI antes de la pandemia.

“¿Cuál es el riesgo? Que financiar gasto permanente con más deuda es patearle la pelota al siguiente gobierno, dejarle unas finanzas públicas insostenibles. Es riesgoso financiar gasto permanente, como la ampliación de los programas sociales, con deuda, ni siquiera al principio, porque la única forma de pagarlo es con subida de los impuestos y lo que preocupa es que no existe ese programa en el plan económico de Fuerza Popular”, enfatizó.

En tanto, Armando Mendoza argumentó que, así exista superprecios de los minerales, todo el plan de Fujimori Higuchi no podría llevarse a cabo ya que muchas mineras sostienen pérdidas desde el 2020 y que recién están logrando reducirla. Además, añade que otras mineras se beneficias con la devolución de impuestos.

Construcción de colegios causaría gran costo del erario público

Desde antes del balotaje, la hija del exdictador Alberto Fujimori también prometió la construcción de tres mil colegios en cinco años, algo que de acuerdo a la OSCE tendría un costo de S/ 500 mil cada una y requiere una inversión de S/ 1.500 millones, según mencionó el exministro de Economía Miguel Castilla.

“Antes de construir esas escuelas, según estudios, la cuestión es por dónde se empieza. El Ministerio de Educación hizo un análisis que muestra que de las 55 mil escuelas (del país) básicamente el 20% están en alto riesgo de derrumbe porque estuvieron construidas en zonas no adecuadas. Esas escuelas se pueden derrumbar. Antes de postular solamente a la construcción, es importante refaccionar”, manifestó.

En tanto, el economista e investigador de Grade, Hugo Ñopo, el país no necesita la construcción de tantos colegios. “Lo que necesitamos es reflotar los que actualmente están debajo del estándar. Lo que pasa es que reflotar un colegio no te permite poner una placa (de inauguración)”.

"[…] “hay que preguntarnos el factor demográfico”. “De aquí en adelante vamos a ser una sociedad que envejece, el número de estudiantes hasta hace poco venía en aumento, pero va a disminuir porque el número de hijos por hogar viene cayendo. Vamos a necesitar menos colegios”, puntualizó.

Lazy loaded component

Actualidad

Espectáculos

Mundo

Virales