Cuarentena: familias que vivían al interior de camión consiguieron un techo

Magdalena. Ambas familias ya se encuentran a buen recaudo después de que la ACNUR - La Agencia de la ONU para los Refugiados, los ayudara.

Familia vivía al interior de un camión.

Familia vivía al interior de un camión.

Redactor: El Popular25 Mar 2020 | 20:28 h

Un caso que indignó a muchos. La mañana de este miércoles, todos fueron testigos de cómo dos familias pasaban sus días al interior de un camión, ya que no tenían otro lugar para estar durante el Estado de Emergencia que viene rigiendo en todo el país.

Las personas de nacionalidad venezolana no tuvieron otra opción y se instalaron en el oscuro y frío camión, el cual estaba ubicado en el cruce del jirón Cusco con Leoncio Prado, en Magdalena. El hecho era conocido por todos los vecinos; sin embargo, no fue hasta hoy que se hizo público.

LEE MÁS: Estado de emergencia: 2 familias venezolanas viven dentro de camión en Magdalena

Tras evidenciar en las deplorables condiciones en la que vivían, la ACNUR - La Agencia de la ONU para los Refugiados, decidió asumir el caso y ayudarlos. En comunicación con RPP, la madre de la extranjera contó que los afectados ya se encuentran bajo un techo.

La mujer gestante fue trasladada al hospital San Bartolomé para que sea revisada, mientras que los otros integrantes de la familia fueron llevados al lugar donde estarán los próximos días.

MIRA TAMBIÉN: Reparten más de 600 kilos de codorniz a familias de bajos recursos

¿Cómo llegaron hasta el camión? Ambas familias tuvieron que refugiarse en el vehículo después de que los desalojaran del refugio donde vivían. Moisés, uno de los damnificados y quien trabajaba en una empresa de mudanza, le pidió ayuda a su jefe, y fue él quien les prestó el autobús para que puedan quedarse. El hombre también los ayudó con víveres.

Una de las familias está conformada por Moisés, su esposa, quien está embarazada, y sus tres hijos.

Lazy loaded component
Lazy loaded component video recomendado
Lazy loaded component taboola