Ciro Gálvez: "Pedro Castillo es un hombre honesto, pero ingenuo en esta política de lagartos"

El extitular del Ministerio de Cultura se refirió así del presidente de la República y pidió apoyar las "cosas buenas" del Gobierno.

Ciro Gálvez consideró a Pedro Castillo como un hombre honesto, pero ingenuo.

Ciro Gálvez consideró a Pedro Castillo como un hombre honesto, pero ingenuo.

Crédito: Composición: El Popular

En una reciente entrevista, el exministro de Cultura, Ciro Gálvez se expresó sobre su repentina salida del gabinete ministerial y agradeció al presidente de la República, Pedro Castillo, por haberle confiado un sector tan importante. Sin embargo, consideró al mandatario como alguien honesto, pero "ingenuo en una política de lagartos”.

“Creo que las cosas buenas que se comienzan [a hacer en este Gobierno], hay que apoyar. Yo pienso que el profesor Pedro Castillo es un hombre honesto, podría decir, inclusive, ingenuo en estos altos niveles de política de lagartos. Él necesita mejor asesoría”, indicó en diálogo con Exitosa.

Asimismo, aseguró que siempre estará dispuesto a seguir sirviendo al país de manera desinteresada, así lo haga sin estar en el Gobierno. No obstante, señaló sentirse preocupado por su salida del Mincul, ya que, aseveró, inició la construcción de un Estado pluricultural, donde participaron "todos los pueblos del Perú".

El Popular

“Eso posiblemente se va a truncar y va a seguir ese estado de desconfianza. Si todos los peruanos no nos sentimos en paz con el Estado y no ponemos el hombro para construir un Estado solidario e integrado, entonces siempre habrá este fraccionamiento y polarización“, agregó Gálvez.

Además, mencionó que la integración cultural que promovió desde su gestión no fue del todo entendida por el Gobierno de Castillo Terrones.

"Me sentí discriminado"

Respecto a su salida del Ministerio de Cultura, Ciro Gálvez aseguró haberse sentido discriminado por la forma cómo se dio y que, hasta la fecha, aún no firma el documento que oficialice su separación del sector.

“Lo que sí me incomoda es el trato que se le ha dado a un ministro de Estado. Es un cargo de mucho honor. No es justo que el presidente lo trate de esa manera […]. No se me comunicó nada, por una mala asesoría (el presidente) no fijó horario para despachar a los ministros”, comentó el exministro.

Narró que en su último día en el cargo, un asesor lo hizo ingresar al Salón Dorado de Palacio de Gobierno y es ahí donde se da con la sorpresa de que se venía preparando la juramentación de los nuevos titulares de las carteras ministeriales.

Lazy loaded component image

“El asesor Bruno Pacheco me llama desde una oficina y me dice: ‘disculpe, doctor, se ha cambiado de ministros y, para no hacer roche, mejor salga por la puerta de Desamparados’”, contó.

Había poca coordinación con el presidente. Apenas conversamos 3 o 4 veces brevísimamente en su despacho. Él debe estar coordinado con todos sus ministros, pero no lo hacía”, sentenció el exministro de Cultura.

Lazy loaded component

Actualidad

Espectáculos

Mundo

Virales