EsSalud: denuncian malos tratos a historiador Miguel Seminario, internado en el Hospital Rebagliati

Familia denuncia que Miguel Seminario Ojeda (65), director del Museo Electoral de la Democracia del JNE, no está recibiendo el tratamiento adecuado y la información que reciben es escasa.

Familiares piden que Miguel Seminario Ojeda sea trasladado a una cámara de alto flujo.

Familiares piden que Miguel Seminario Ojeda sea trasladado a una cámara de alto flujo.

Crédito: Difusión
Lazy loaded component

Indignados. Esther Seminario Ojeda, hermana del director del Museo Electoral de la Democracia del Jurado Nacional de Elecciones, Miguel Seminario Ojeda, denunció una pésima atención y falta de comunicación por parte del personal del Hospital Edgardo Rebagliati de EsSalud, donde el historiador actualmente se encuentra internado a causa del nuevo coronavirus (COVID-19).

Según señaló Esther Seminario a La República, su hermano venía recibiendo el tratamiento contra la COVID-19 en su vivienda, pero tuvo que ser llevado de emergencia al nosocomio debido a que la enfermedad empeoró en pocos días.

“Estuvo atendiéndose en su domicilio con un tratamiento especializado. Luego estuvo con antibióticos de amplio espectro en casa y atendiéndose por médicos. Estaba estable, con su saturación de oxígeno en 97 %. Sus signos estaban estables, pero cuando se le terminó el oxígeno lo llevamos a emergencias”, contó.

De acuerdo con la mujer, Miguel Seminario fue recibido sin mayores dificultades en el Centro de Emergencia del hospital, pero los problemas empezaron durante los siguientes días de la hospitalización, ya que, asegura, Miguel viene siendo atendido por un personal "inexperto".

“La preocupación nuestra reside en que la gente que está a cargo de esa área es inexperta. No los han preparado. Yo no sé si seguirán los protocolos para la enfermedad porque, según nos reportan, no está teniendo ningún tratamiento de antibióticoterapia y mi hermano tiene neumonía. Tendrían que darle un tratamiento más agresivo”, manifestó.

Asimismo, explica que, si bien se sabe que no hay camas UCI disponibles, no entiende por qué su hermano no puede ser trasladado a una cámara de alto flujo.

“Hay formas de proveerle la atención con planificación, decirle al familiar que compre alguna medicina si es que en el hospital se agotó, o que puede alquilar una cámara de alto flujo. Nosotros sabemos que en el hospital Rebagliati probablemente haya de 200 a 300 cámaras de alto flujo. ¿Están todas ocupadas? Es como si lo arrinconaran a un lado y que solo esperen a que se muera”, manifiesta.

Además, denuncia una comunicación deficiente de parte del hospital Rebagliati, ya que sus llamadas son muy breves y no brindan mucha información sobre el estado de salud de los pacientes.

“Simplemente te dicen algunas cosas de la historia del paciente y te cortan. Las llamadas duran un minuto y no te dejan repreguntar por ningún detalle”, menciona.

Finalmente, Esther reiteró que el trato de los profesionales de la salud hacia las familias de los pacientes no es el más adecuado. “Los familiares que estamos afuera somos los que más sufrimos por la incertidumbre. ¿Dónde está la calidez? ¿Dónde está la humanidad? Están deshumanizando a los pacientes. Necesitan transmitir calidez al familiar que está afuera”.

EsSalud responde

Por su parte, el Seguro Social de Salud (EsSalud) emitió un comunicado, en la que aseguran que Miguel Seminario Ojeda viene recibiendo un "tratamiento especializado" y que la familia está siendo informada sobre su situación.

"El paciente Miguel Seminario Ojeda (65) ingresó el 15 de abril al Servicio de Emergencia del Hospital Rebagliati, en un estado bastante delicado, actualmente viene recibiendo tratamiento especializado que se da en casos de coronavirus. La familia viene siendo informada sobre la situación del paciente, además se ha recogido sus inquietudes y están siendo canalizadas en lo posible", respondieron.

Lazy loaded component

Actualidad

Espectáculos

Mundo

Virales